Tulio Zuloaga emprende la búsqueda de los sancochos más representativos de Colombia – Gastronomía – Cultura




El furor que han despertado los Master (competencias de hamburguesas, sushi y pizza) ha puesto el foco sobre la labor del influenciador Tulio Zuloaga. Sin embargo, estos eventos, que él considera más mediáticos, no son los únicos que realiza.
Hace poco, cuando la vía al Llano quedó bloqueada, Zuloaga emprendió una búsqueda de preparaciones de cerdo en Villavicencio.

Identificada como la tierra de la mamona y la carne de res, alguien le propuso que le echara un vistazo a lo que los llaneros hacen con el cerdo, y encontró sorpresas. Sobre todo porque no lo esperaba. Hizo la tarea de dejarse guiar por la gente, probar y elegir los que a su juicio le parecieron los lugares que le ofrecieron chicharrones sorprendentes.

Ahora llegó el #RetoCriolloAndina. Carlos Vives, artista que ha sido imagen de la cerveza Andina, le envió un desafío en un video en el que retaba a Tulio Recomienda (así se conoce a Zuloaga) a hacer un gran evento centrado en el sancocho colombiano.
“Haremos más o menos lo mismo que hicimos en Villavicencio”, explica Tulio, pero el escenario no será una sola ciudad. Serán seis regiones del país.”.

El sancocho tiene la particularidad de integrar a Colombia.

Tulio está a punto de emprender el viaje. Insiste en que no es una competencia, no habrá votaciones del público. Publicitariamente, se trata de buscar “el mejor sancocho de cada región”, pero Zuloaga explica que más bien busca sancochos representativos y sabrosos.

No se basará solamente en su propio criterio, invitó a esta travesía por Colombia al antropólogo y cocinero Julián Estrada Ochoa –recientemente galardonado con el premio a la Vida y Obra en Bogotá Madrid Fusión–, que lo acompañará por ciudades y alrededores del Valle, los Santanderes, la región cundiboyacense, Antioquia y Eje Cafetero y la Costa.

Inicialmente calcularon que en los últimos días de febrero podrían traer los sancochos elegidos para un evento abierto al público en Bogotá. Pero Zuloaga dice se hará en marzo.

“Buscamos sancochos en sitios públicos –explicó–. Muchos podrán decir: ‘El de mi abuelita es mejor’. Pero buscamos lugares a donde la gente pueda ir a probarlos. Julián (Estrada) y yo vamos a las regiones, escucharemos las sugerencias de la gente, haremos una preselección después de probar, tomaremos fotografías y diremos ‘en tal plaza, en tal restaurante o en tal esquina está el más representativo’. Al final, Andina quiere hacer una gran reunión de sancochos y que la gente pueda probarlos”.

La presencia de Estrada, agregó, obedece al interés de que esta búsqueda sea “un poco más concienzuda”, y el antropólogo e investigador da esa autoridad.

“Cuando se hizo el evento del chicharrón en Villavicencio, no fue necesario crear una actividad especial –agrega Zuloaga–. A los restaurantes les fue bien. Hoy trabajamos con sancocho, mañana puede ser tamal u otro plato. O de pronto se hará un mapa de la cocina colombiana, sin concurso de por medio. Obviamente, en este reto la gente nos va a ayudar mucho, porque su gusto cuenta, no solo el del especialista”.

Según Zuloaga, es el momento de este tipo de redescubrimientos.

“La comida tiene mucha fuerza. La gente realmente está ávida de nuevas cosas. El sancocho tiene la particularidad de integrar a Colombia, y es el momento de conocerlo de verdad. Así que arrancamos la próxima semana (el público puede sugerir lugares y monitorear el evento en redes sociales a partir de la etiqueta #RetoCriolloAndina), y se lleva la selección final a Bogotá porque no todo el mundo podrá ir a cada sitio a saborear. Juntarlos permitirá probar e identificar las características que cada región le da”.

CULTURA@CulturaET





MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook
%d bloggers like this: