Las terapias celulares y génicas son el futuro del tratamiento contra la diabetes



Una prueba para el control de la diabetes. (PIXABAY / TESAPHOTOGRAPHY)

Las terapias celulares y génicas se incorporarán en los próximos primaveras como una opción efectiva en el tratamiento de la diabetes tipo 1, según han progresista los endocrinólogos que han participado en el XXVIII Congreso Doméstico de la Diabetes, que se clausuró el pasado viernes en Barcelona.

El profesor Piero Marchetti, que trabaja en el Área de Medicina Clínica y Positivo de la Universidad de Pisa (Italia), ha explicado el pasado, presente y futuro de esta opción de tratamiento que ya empieza a dar algunos frutos. Marchetti ha destacado “los importantes avances alcanzados en el demarcación del trasplante de tejido pancreático, que han renovado el interés por esta nueva forma de tratamiento de la diabetes tipo 1″, la que se diagnostica en tiempo temprana.

El experto ha informado de que el trasplante de páncreas es una opción terapéutica en enfermos con diabetes tipo 1 sometidos a trasplante simultáneo o previo de riñón, con un índice de éxito (normoglucemia e independencia insulínica) que supera actualmente el 80 % a los 3 primaveras.


Sin bloqueo, no se recomienda este procedimiento en muchos casos, correcto a las complicaciones quirúrgicas asociadas y a la falta de inmunosupresión intensa, por lo que “frente a esta restricción, el trasplante de islotes de células beta surge como una posibilidad muy alentadora”.

Es una logística muy prometedora, pero que aún debe exceder algunos obstáculos pendientesMarchetti es uno de los más reconocidos investigadores del islote pancreático y de la utilización de células superiora embrionarias, células superiora adultas u otros tipos celulares mediante terapia génica para reemplazar la función natural perdida en la diabetes.

La posibilidad de conquistar la independencia insulínica mediante el trasplante de páncreas o de islotes de células beta ha aumentado el número de pacientes que desea someterse a alguna de estas intervenciones, con lo que el trasplante de islotes, a pesar de las dificultades, “constituye una logística muy prometedora, pero que aún debe exceder algunos obstáculos pendientes”, reconoce el experto.

Limitaciones en la cura de la diabetes

Actualmente, sólo el trasplante de páncreas (como entraña impasible) puede utilizarse en la ejercicio clínica habitual con respaldo y en situaciones muy concretas. “Esto no quiere asegurar que otras opciones de tratamiento sustitutivo no vayan progresista a buen paso, pero siguen siendo promesas”, según el presidente del servicio de Endocrinología y Sostenimiento del Hospital Clínic, Ignacio Conget.

“Las terapias celulares y génicas acabarán estando en el cantera terapéutico, solas o en combinación, para los pacientes con diabetes”, según Conget, para quien “no es conveniente conversar de cura de la diabetes actualmente, ya que aún son muchas las limitaciones que plantean estas innovadoras estrategias de tratamiento”.

Conget cree que “lo en realidad importante es que con este tipo de abordajes podremos mejorar el pronóstico de una persona con diabetes, logrando asimismo que su calidad de vida sea comparable al de otra persona sin la enfermedad”.

La diabetes tipo 1 consiste en la pérdida parcial o total de las células beta pancreáticas que segregan insulina. En un páncreas natural, estas células actúan según las micción del organismo produciendo la insulina necesaria para metabolizar los azúcares consumidos, ya que sin insulina, el azúcar no es metabolizado y se acumula en la crimen.

Para evitar los graves daños que el exceso de azúcar en crimen puede suscitar, los pacientes con diabetes tipo 1 necesitan un suministro de insulina inyectada o aplicada mediante dispositivos de infusión durante toda la vida.

Donado que aún no se ha transmitido con la secreto definitiva para recuperar la función de las células beta perdidas, la diabetes mellitus tipo 1 no tiene cura en estos momentos.  En España, más de 500.000 personas sufren diabetes tipo 1, que les impide metabolizar correctamente el azúcar (casi un 10 % de ellas son niños menores de 15 primaveras) y cada año se diagnostican más de un millar de nuevos casos.

Síguenos en Facebook para estar informado de la última hora:



MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook
%d bloggers like this: