Misándrico, misógino y andrógino: columna de Fernando ÁVila – Música y Libros – Cultura



[responsivevoice_button voice=”Spanish Latin American Female” buttontext=”Escucha esta noticia”]

Cita: “Cuando el feminismo cae en el fanatismo puede convertirse en un atropello contra el hombre (misandria), la propia mujer (hembrismo) o la estética y el lenguaje”.

Comentario: El ‘atropello contra el hombre’ efectivamente se llama misandria, palabra que se origina en los vocablos griegos, miso, ‘que odia’, y andrós, ‘varón’. Sus adjetivos derivados son misándrico y misándrica. Tales términos se pueden ver en algunos títulos de prensa recientes, en los que se habla de mujeres que demandan a sus exmaridos y les prohíben ver a sus hijos (“La misandria, a debate el supuesto odio a los hombres”, El Heraldo), o de jefas que maltratan a sus subordinados en el ambiente laboral (“La tediosa lidia de trabajar con mujeres misándricas”, Pulzo).

El ‘atropello contra la mujer’, en cambio, no se llama hembrismo, sino misoginia, cuyos adjetivos derivados son misógino y misógina, términos que también aparecen a veces en los medios informativos: “El cantante de 24 años se enfrenta de nuevo a acusaciones de misoginia por su tema Cuatro babys” (Caracol), “Si un escritor alude a un misógino en su obra, no significa que el misógino sea él” (El Espectador), “Con proclamas misóginas (…), el diputado Jair Bolsonaro ha logrado convertirse en uno de los candidatos favoritos para las presidenciales de octubre” (EL TIEMPO).

Equivocadamente se dice a veces que lo contrario de misoginia es androginia. Este último término se aplica en realidad a la condición de hermafrodita, es decir, a lo ‘que tiene los dos sexos’. Sinónimo de hermafrodita es andrógino, palabra de origen griego, compuesta por las voces andrós, ‘varón’, y gyné, ‘mujer’. La pasarela Mercedes Benz Fashion Week (Madrid) de este año mostró la colección del diseñador Alejandro Gómez Palomo, que justamente fue llamada andrógina o, en inglés, genderfluid, neologismo que se suele traducir como género fluido, y que se usa para referirse a modas y comportamientos variables en cuanto a la expresión del sexo. Los medios informativos de nuestro país suelen poner como ejemplos de personas andróginas al artista barranquillero Bryan Bendries y al modelo caleño Ricardo Domínguez, que presumen ante las cámaras de su condición ambigua, lo que suscita intencionalmente en el público sorpresa y curiosidad. En la pasada edición de Colombiamoda, una de las atracciones fue la participación del modelo andrógino Dave Castiblanco, que tiene la versatilidad de desfilar como hombre o como mujer, según se requiera.

Únicamente

Cita: “Descuento unicamente en preventa” (aviso).
Comentario: La forma correcta es únicamente, con tilde, ya que los adverbios terminados en –mente se acentúan ortográficamente cuando su raíz lleva tilde, como fríamente, pésimamente o únicamente, que derivan de los adjetivos fría, pésima y única, todos con tilde.

FERNANDO ÁVILA
Experto en redacción y creación literaria
En Twitter.: @fernandoavila52





MÁS INFORMACIÓN

¿Deseas opinar sobre este artículo?
Facebook